CEDH obligada a visitar Ceresos; al menos 3 veces al año, dice Namiko

en Estado/Slider por

Xalapa, Ver.- La Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) realiza por ley, cuando menos 3 visitas a los centros penitenciarios de Veracruz, aunque el año pasado se hicieron hasta 5 en algunos de ellos que registraban observaciones por violaciones a derechos humanos.

La titular de la Comisión, Namiko Matzumoto Benítez señaló que entre las observaciones que se han hecho por parte de la Comisión se encuentran problemas de infraestructura, mala calidad de alimentos que se dan a los internos, problemas de sobrepoblación y la más grave, dijo, la carencia de medicamentos para tratamientos y antibióticos.

Señaló que se debe vigilar que se garanticen los derechos humanos, pues los internos, explicó, no por estar privados de su libertad purgando un delito cometido deben perder sus derechos.

Durante 2017 se hicieron hasta 5 visitas a algunos centros de reinserción social veracruzanos y recordó que en el caso del penal La Toma se había visitado 4 veces y se habían entregado observaciones que fueron subsanadas en casi el 80 por ciento.

“No todas fueron subsanadas, la mayoría de las observaciones tenían que ver con infraestructura, cuestiones de alimentación y particularmente una que consideramos grave y que fue subsanada para la segunda visita, tenia que ver con proporcionar medicamentos y antibióticos a las personas privadas de libertad que padecen alguna enfermedad y requiere un tratamiento permanente y que no había antibióticos para tratar algún tipo de infección”.

La presidenta de Derechos Humanos en Veracruz destacó que las observaciones han sido constantes a las cárceles de Veracruz y el año pasado se hizo una recomendación la 49/2017 por hechos ocurridos en el penal de Pacho Viejo.

Aseguró que los internos tienen toda la libertad de exponer cualquier situación que ellos consideran que es violatoria de loa derechos humanos, pues el que una persona esté interna en un Centro de Reinserción Social, no quiere decir que pierdan su calidad de seres humanos y la titularidad de todos los derechos.

Matzumoto Benítez afirmó que están en un centro de reinserción social tienen una serie de derechos humanos vigentes, pues están cumpliendo una condena pero siguen siendo titulares y gozando del resto de los derechos, de tal forma que las autoridades están obligados a brindarles un trato acorde a la dignidad de las personas.